Blogia
tannhauser

Mamá Siberia

10:03 A.M

Me cago en todo. Un frío que si lanzases la colada al aire los calcetines se te emparejarían solos. Del copón maldito, vamos. Nevando aquí, aunque no cuajando, pero bien tocando las narices rojas y mocosas. Siberia nos quiere... Es divertido esto de no utilizar todas las palabras, no usar las que se espera, o se supone, o deberías, y las que al final usas no tirarlas como sería de recibo. Quiero decir que mirad ese "Siberia nos quiere", ahora, hoy, y quizá mañana y pasado se capte su idea porque estamos todos aquí congelados y como pingüinos pillados con el frac en la tintorería. Pero qué pasará dentro de unas semanas o meses, cuando alguien arribe a este post por error y no entienda una leche. O cuando se acerquen desde la otra orilla del charco o las antípodas, asados todos ellos de calor y humedad y de trópico hasta las cejas... ¿Lo normal qué hubiese sido? "Esta ola de frío Siberiano que nos azota": Determinante + sustantivo sujeto + complemento de nombre (preposición + sustantivo + adjetivo calificativo) + proposición de relativo (pronombre relativo + pronombre personal + verbo)... Eso es, o creo, ya no estoy muy seguro, la morfosintaxis nunca fue mi fuerte y encima la poca que sé la tengo oxidadísima. En fin, meter al lector en tiempo y lugar, ¿no?: darle un contexto en definitiva. Pero no: "Siberia nos quiere" ¡¿Qué coño quieres decir con eso?!... Supongo que si trabajase en un noticiario o un periódico tendría que plegarme, pero aquí no tengo por qué, jamás acercarse a estas playas fue un sendero de rosas y los arrecifes los tengo cada marea más afilados... Quiero decir que cuántos no se sirven de las palabras única y exclusivamente como les enseñaron a hacerlo y en esa barrera se quedan, no traspasan, no la rompen ni liquidan. Ven una silla y dicen: "Bueno, aquí me siento", y cogen su culo y lo plantan allí. ¡Pero qué de barbaridades se pueden hacer con una silla aparte de hacerle probar tu trasero! Y en la silla ya no os cuento, sobre todo si sois dos... En fin, que Siberia nos quiere bien y el taburete desde el que mi culo escribe esto bailotea como chalupa en mar febricente...

Así que la Rusa Madre nos manda sus helados besos de caspa y yo estoy aquí currando y pelado de frío aunque hoy no me tocaba. No, no me tocaba pero aquí estoy. Me jodieron bien, sí; así fue. ¿Cómo protestar? No hay mucho margen, la verdad: los ases no están ninguno de mi mano y la partida está amañada. Supongo que sentarme en este taburete y escribir todo esto en lugar de hacer cualquier otra cosa: tocarme las pelotas toda la mañana a cambio de mi mañana sería una buena suerte de rehén. No deja de ser un mal cambio, un cambio de mierda, pero es mejor que entregar algo a cambio de nada, que es, no me engaño, lo que al final voy a acabar haciendo, porque en cuanto empiecen a desfilar clientes se acabó el escribir y se acabó el tocarme las pelotas...

 

16:48 P.M.

Y así fue, hasta allí me fue dado rescatarle algo de tiempo a mi mañana de amante siberiano sábado tirada al inodoro (adjetivo ñoño + epíteto prescindible + sustantivo sustraído al menda + verbo recurrente del menda + complemento circunstancial de lugar pestilente). Todo el resto mejor obviarlo...

 

 

 

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

3 comentarios

azuldeblasto -

Desde Rusia con amor.

007
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

wave -

Ya quisiera yo escribir desde el curro, menudos post me iban a salir jejejej Lo que nos gusta quejarnos, eh! :P

laveron -

no soy amiga de las medianías...
me gustan los extremos, pero en este caso...aquí, que hace 32º(más o menos), puffff.¡ ni frío ni calor!. ambas puntas te detienen!!!!
el frío...congela la esperanza, quizás por eso,es un poco peor...
un beso!!!!
laura
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres